miércoles, 1 de septiembre de 2010

Der Deustche Donauradweg


Fiel a nuestra tradición, aquí irá de forma progresiva un relato de nuestro viaje por el Danubio alemán. Otro blog sobre un viaje al Danubio no resulta una novedad, pero al contemplar la sutil línea del río en Passau, final de nuestro viaje, pude sentir una cierta ironía entre nuestro proyecto mil veces elaborado a costa de blogs como este y el resultado final. Mi idea entonces fue enumerar cuando pudiera nuestra planificación inicial y reirme de mí mismo por tamaña pretensión de inutilidad, de tratar de coger el agua con las manos, de aprehender el río en etapas diseñadas de antemano.

Resulta agradable pretender que el viaje tenga un arquitectura, pero parafraseando al Maestro, el viajero parece menos alguien que construye paisajes que alguien que los desmonta y los deshace. Un viaje siempre lleva aparejados mil enredos y vericuetos que implican alejarse en cuanto se puede del plan preconcebido, para al final reconstruir una silueta de los restos de un empeño y descubrir que el viajero no es más que una simple hoja conducida por los azares de un viento que no se conoce. Y ese viento es quizá el objetivo, si es que uno debería haber, esperando que el soplo que ha de venir sea el que dé sentido a lo que acabe por aparecer. En cuantos viajes he ido haciendo, me resultó más interesante variar sobre la marcha que pretender mantenerme aferrado a un imposible plan, más digno de agencia de viajes para borregos que de un espíritu viajero a consciencia.

Por si alguien lee alguna vez esto, y le interesa una planificación inicial, dejo transcrito el plan de Barnabás para descender por el río en 10 días, si bien si ese alguien tiene paciencia para soportar mi verborrea, e inteligencia suficiente, sabrá adaptar lo que aquí pongo a lo que finalmente el propio viaje dictamine:

Día 1: Barcelona- Cerbere con cercanías RENFE. Luego Cerbere - Strasbourg partiendo a las 20:43 y llegando hacia las 08:00. Espacio reservado para bicicletas en el Lunea Francés.

Día 2: Strasbourg-Kehl en bicicleta. Ruta sencilla de pocos Km, y una vez en Kelh salen trenes hacia Donaueschingen casi cada hora (con escala en Offenburg). Nuestro plan incluye pedalear desde Donaueschingen hasta Fridingen an der Donau: 48.5 km

Día 3: Fridingen - Mengen: 54 km. El trayecto incluye pasar y visitar Sigmaringen.

Día 4: Mengen - Ehingen: 59 km.

Día 5: Ehingen - Gunzburg: 62 km. El trayecto pasa por Ulm, de visita obligada.

Día 6: Gunzburg - Donauwörth: 64.5 km.

Día 7: Donauwörth - Hartacker: 75 km. Se pasa por Neuburg e Ingolstadt, ambas interesantes.

Día 8: Hartacker - Regensburg: 70 km. Incluye pequeño viaje en barco en Kellheim.

Día 9: Regensburg - Straubing: 58.5 km.

Día 10: Straubing - Nesslbach: 60.5 km.

Día 11: Nesslbach - Passau: 34 Km. Partir este día a Munich (hay trenes cada hora, directos o con transbordo en Platting).

Día 12: Munich - Zurich en tren. Una vez en Zurich, visitilla rápida la ciudad, y tomar el Tren-hotel Elipsos de RENFE (que permite llevar bicicletas en condiciones nada económicas) y regreso a Barcelona.


No hay comentarios:

Barcelona

Siguiendo a Perich. Hay días en que no se puede tener más razón...